5.- DEL EGO ALFA AL LIDER ETICO

     Los egos entre sí, aunque son entes informáticos, se comportan como si fueran materiales;  ellos manifiestan, aunque no tienen total control de ella, la fuerza biológica de la supervivencia en forma de necesidades, tanto las del cuerpo físico como la versión del propio ego; además de que acumulan su propia forma de poder psicológico, que es la autoestima (en su forma potencial), carisma (en su trabajo dinámico emocional), u honor (en el ético); y cuya representación o dramatización es el carácter.  A las fuerzas o instintos que resultan de la interacción dialéctica entre egos (se cree que a través de las neuronas espejo), le llaman Simpatía o Antipatía, según sean de atracción o repulsión.

     Aunque el instinto sexual o de reproducción da preferencia a ciertas características estéticas, y afinidades biológicas, psicológicas y hormonales (sex-appeal), como forma de alcanzar calidad genética y potenciar supervivencia; los egos todavía por encima de eso, sienten atracción por la autoestima, lo cual es indiferente al género sexual; y ello así porque la cantidad de autoestima es un marcador de calidad del ego, y de potencial de supervivencia entre los animales; y la sinergia o cohesión entre autoestimas crea poder grupal o social, o sea multiplica poder.

Gráfico.- La Simpatía

     La variedad de egos nacen con, o desarrollan diferentes niveles de autoestima, y dependiendo de sus grados de confianza en sí mismos, pueden clasificarse en: egos alfa, beta u omega; siendo los egos alfa quienes concentrarán mayor poder psicológico.  Otros factores físicos, estéticos y circunstanciales pueden influir también en la conformación de un ego alfa.  Las relaciones entre egos de nivel cercano de confianza en sí mismos tienden a ser competitivas (antipatía) o cooperativas (simpatía) dependiendo de: la calidad de sus autoestimas o similaridad ética (egocentrismo), la relación entre instintos, intereses, conveniencias y recursos disponibles (dos gallos alfa no caben en un mismo gallinero);  mientras que las de entre egos muy disímiles tienden a ser disfuncionales y con tendencia a la subordinación; aunque muestran simpatía cuando poseen nivel de egocentrismo semejante, o sea éticas complementarias.

     Dentro de un grupo, o sea dentro de un sistema, es prácticamente un instinto natural que los egos inicien un ejercicio dialéctico y termodinámico de competencia por poder o acumulación originaria (estudiado en la sociobiología y la teoría de juegos), en el que los resultados tienden a la concentración de mando en un ego alfa o jerarquización, mediante un proceso de purga.  Cuando esta concentración se da de manera espontánea, los egos alfa imponen su propia ética (cohesión, administración de justicia, etc.) al grupo, y dependiendo de su egocentrismo del momento, definido por las circunstancias y el carácter, tenderá a ser Líder, Tirano, o Caudillo.  Si ningún ego califica como alfa por sí mismo, el grupo podrá escoger un Cabecilla de entre los de mayor capacidad y autoestima, al que transmitirán la ética del grupo.   En grupos formados de manera planificada no espontánea, o por terceros, un Jefe es nombrado, y una ética del sistema regirá o impondrá la moral tanto para el grupo como para el jefe.  La diferencia ética fundamental entre estos tipos de dirigentes estriba en que mientras líderes y cabecillas van delante y son seguidos por el grupo en las acciones de supervivencia ejecutadas (principio de sacrificio o responsabilidad); caudillos (del latín cauda=cola) y jefes ordenan desde atrás.  También los líderes provocan la más elevada manifestación simpática de respeto y admiración, los caudillos solo hasta la obediencia y el interés, y otros dirigentes menores entre el interés y la consideración.  El reciclaje y sustitución de un verdadero ego alfa tiende también a ser más traumático.

Gráfico.- Etica del Liderazgo

     Habiendo alcanzado relativo equilibrio y estabilidad la competencia interna por poder, una agrupación de egos empieza a adquirir también instinto sinérgico (cohesión, espíritu de cuerpo o sentido de pertenencia) y responde a la autopoiesis en cada una de sus escalas fractales: familia, vecindad, tribu, municipio, clase socioeconómica, etnia, región, nación, comunidad, imperio, humanidad, universalidad.  Pero, alcanzar un orden cibernético (sistema altamente organizado) en cada nivel, implica toda una evolución dialéctica de esos conflictos y competencias (Política); evolución mucho más compleja en animales con emociones, razón y consciencia, que tan solo instintos; además con diferentes percepciones y que deben filosofar por sí mismos.  Por tal razón, paralelo a esa evolución dialéctica sucede también una evolución ética (para alcanzar moral social); y en esa evolución, llamada en filosofía: “dialéctica del amo y el esclavo”, la concentración de poder puede ir de un modelo autocrático y oligocrático (ver ley de hierro de la oligarquía), a uno democrático, o socialista, y viceversa (Anaciclosis).  Dicen que le toma cerca de diez generaciones  o doscientos años a una sociedad (y a un matrimonio, siete años) para alcanzar un nivel de negentropía que le hará saber si será viable como nación o sucumbirá entrópicamente, aunque Popper haciendo filosofía de la historia, consideraba esas teorías como sesgos, y Asimov ciencia ficticia.  En ese mismo sentido el comercio de poder puede fluctuar del monopolio y el cártel, a la competencia distribuida ( y hasta hay quienes dicen que la Economía se manifiesta a través de ciclos recurrentes de expansión y contracción económica, en medio de una “dialéctica de la oferta y la demanda”, o “de la abundancia a la escasez, y de la suficiencia a la dependencia”; también puede hablarse de una dialéctica de la regulación pública y estatal de esa oferta y demanda vs. una regulación privada y del mercado, en medio de un más generalizado debate entre “bien común” y “propiedad privada”).

      Se ha dicho que es la evolución dialéctica económica la que determina el modelo sociopolítico y la evolución ética social (determinismo económico; aunque Rifkin considera que antes está el determinismo termodinámico – que también decide si una nación logrará alcanzar el estadio de imperio, y la duración de estos últimos atada a su vez a sus fuentes energéticas); la evolución y complejidad del comercio, como lo es el mercantilismo y el capitalismo, va exigiendo libertad comercial y sistemas (estructuras y superestructuras, le llaman ellos) de mando sociopolítico horizontales o distribuidos, como la democracia representativa; e incluso es capaz de abolir esclavitud.  Y que un comercio más salvaje impone mandos sociopolíticos verticales o concentrados.  De ahí sostienen que un comercio semi-salvaje disfrazado en el libertinaje impone eufemismos sociopolíticos como la aristocracia u oligocracia.

     El deber de un líder en cada nivel social es potenciar y garantizar supervivencia a su nivel, y su fin supremo es lograr la mejor ética en ello; como todo ego, siempre con un dilema dialéctico y ético entre niveles generales y particulares; dilemas determinados por la relación instintiva y emocional entre altruismo y cercanía genética, y de manera intuitiva con la más fuerte dependencia económica y con la ventaja del poder grupal;  y que generalmente producen multiplicidad de personalidad y de éticas en un mismo ego (doble moral, banalidad del mal).  También es el líder, modelo del que se replican por inducción, conformidad y justificación, conductas éticas en sus subordinados.

     ¿Un líder que degrada el nivel ético de toda la escala social bajo su responsabilidad, debe recibir una cantidad de culpabilidad o infierno proporcional a la diferencia de ignorancia y consciencia del grupo respecto a la suya, y proporcional a su propia responsabilidad?… ¿Promedio o sumatoria?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en ANTROPOLOGIA, AUTOESTIMA, CEREBRO, EGO, ETICA, FILOSOFIA, LIDERAZGO, POLITICA, SOCIOLOGIA. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a 5.- DEL EGO ALFA AL LIDER ETICO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s